martes, 10 de mayo de 2011

Yo, esperando milagros

Martes 3 de mayo de 2011


¿Yo? tejedora de encajes entre lienzos y pliegos
en la tarde de lluvia de un mayo inesperado.
intempestivo y nublado

desperté muy temprano
dispuesta, algo turbada,
inquieta y apurada
decidida a reanudar, a seguir aprendiendo
sigo creyendo en mitos y quimeras.

Presiento en las auroras tu voz 
danza mi alma al compás de la espera
canta mi espíritu con las notas del viento. 



Un día más  se vislumbra  en el tiempo
La lluvia es señal de otro comienzo. 
Se despide la tarde con un cielo cerrado
que huele a huerto calado, a caldo de añoranzas
a tizana de plantas y noches de chicharras.
Espero...


sigo creyendo en sueños y milagros…

martes, 3 de mayo de 2011

Bajo la ventana

Noche cerrada de lluvia, nublosa
las notas de un violín bajo mi ventana
tu voz, tu recuerdo, las horas lejanas
la nostalgia que ensortija mi alma
mi mente despierta hasta la alborada.

Y tu dulce recuerdo que llega
levantando el velo de la madrugada.

domingo, 1 de mayo de 2011

Símbolos de mis andanzas II . Los Faros


Símbolos de mis andanzas II. Los Faros
Iluminan la noche  de un bardo ensimismado
las tristes horas del alma peregrina.
En la tormenta  aclara la angustiosa duda.
Del mar recibe la fuerza que serena
Imponente nos trasforma las nostalgias
En la barca de las horas su fulgor nos envuelve
Los faros son encuentros, retornos, anhelos.
Quien vive en un faro sabe lo que es amar
Conoce en el ímpetu del viento  las horas de la noche.
Quien ha visto de cerca un faro, sabe lo que es subir
descender entre rayos, nubes, neblina, resplandor.
crece bajo una lámpara encendida.
Vive eternamente iluminado.
Quien habita en un faro, conoce su misión, no teme a la vida
Faros de nuestras vidas son los padres, los maestros.
Los ángeles, las musas, la luz interna del alma.
Faros son las experiencias, las sorpresas, los ensueños, las
distancias, los olvidos.
Faro, Faroles del tiempo, entre luchas, juegos, cantos, pasiones y
Dolores.
Faro luz de la nada, de la magia, de lago sagrado, del diamante y
flor de lis. Del loto de los sueños en las cascadas.
Faro de la mañana, que purifica mi ser en la eternidad del alba.
El Faro más hermoso, majestuoso y refulgente: Dios.

miércoles, 27 de abril de 2011

Símbolos de mis andanzas. Los pozos

De pozos, faros y molinos
Los pozos son profundos, fuertes, oportunos, en ocasiones salvíficos, los he encontrado en diferentes momentos de mi vida. Algunos vistos de lejos; son majestuosos, imponentes, verdaderas obras de arte, pero al llegar a ellos, estaban secos, fríos y oscuros.

Otros regios, de leyendas, entre montañas, de hermosos jardines, pero inaccesibles, lejanos, no lograba adivinar sin tenían agua o estaban secos, inútil el esfuerzo por acercarme, se encontraban muy distantes o custodiados. Quizás presos entre sueños, ensueños o espejismos.

En cambio los pozos de los campos, los del desierto, o los pueblos, esos son sencillos, de blancas piedras, limpios, con un torrente de agua inagotable, siempre a su lado el fiel balde para sacar de él lo que en verdad necesitas. Esos a veces están escondidos entre arbustos o detrás de una lomita, o tal vez en el patio de una casa , vacía y abandonada, tienes que elevar una plegaria para encontrarlos, descubrirlos tiene su misterio, su ritual, aunque estés sedienta no debes beber de cualquier pozo; observar bien los caminos, con cuidado detenerte en los detalles, y si tienes la dicha de encontrar alguno, cércalo con piedrecillas de colores, siembra rosas y lirios a su alrededor, y empuña el báculo e Séfora para defender su entrada, con libre acceso para el que no pueda hacer daño, diles al mundo que encontraste tu pozo, comparte su agua con prudencia, cuídalo del sol y la tormenta, es tu responsabilidad no tu pertenencia. Es tu descanso, tu fuerza y tu alegría, al fin calmó la sed que buscaba tu alma.
Copyright ©2010 Elizabeth Polanco. All Rights reserved.

sábado, 15 de enero de 2011

Escribir al alba

Descubro al escribir....que se acercan las voces
las voces de otros tiempos, de tu vida y la mía
las voces del verano que retornan en calma
El olor de las flores que quedaron dormidas

Descubro al escribir que ya no soy la misma
que dentro de mí vive una mujer serena
que valora la vida, los lugares, los versos
Que aquilata los sueños, los caminos, los templos.

Descubro al escribir, que me faltan auroras,
noches por descubrir, mantos con que cubrirme
calles por caminar, montañas para ausentarme
y una voz interior para sentirme libre.....

Al escribir...descubro que no estoy sola nunca
porque siento cercano el amor de esas voces
su alegría silente, su infinita dulzura
Al escribir yo siento su miradas profundas

Son las voces de ellos, los recuerdos, momentos
las voces de mis hijos, mis amigos ausentes
las voces del futuro, de un eterno presente.

Descubro al escribir que el sol entibia el alma
que en cada atardecer nos sorprende la brisa
que se vale jugar a estar enamorada,
de la vida, los libros, las notas de un violín,
de un piano, una lira, de la paz, de la risa.

Descubro al escribir que aún percibo tu aliento
y un rasgar de guitarras me aterriza y despierto.


Descubro entre mil letras, que la poesía es eterna
el mundo se detiene, escribo lo que siento!.

sábado, 8 de enero de 2011

Mitología Dominicana. La ciguapa

Por Elizabeth Polanco




La ciguapa es imagen de volver al pasado
caminar hacia atrás retrocediendo el tiempo
descubrir los misterios,
reconquistar sus sueños

Encontrar las auroras que quedaron guardadas
saborear los secretos, la noche encandilada,
recuperar las horas de aquel dorado estío
que aún residen en él, tenuemente bordadas

Confunde los caminos
al alterar sus pasos
que nunca las encuentren la tristeza ni el llanto
esconde los ropajes, los sollozos, los mantos.

La ciguapa es imagen de quien domina el tiempo
Fiel al dormido que espera, al que cansado vuelve.
es amiga del sol, cómplice de la luna,
dueña de la templanza, refulge hasta en la bruma.
Copyright ©2010 Elizabeth Polanco. All Rights reserved.